jueves, 22 de enero de 2015

"Canserbero' tenía altas y bajas emocionales": familiares de Carlos Molnar


Hermetismo policial, versiones encontradas de los familiares, dos músicos asaltados por la muerte, un mar de seguidores que no sale del asombro: un enigma. La escena del crimen apunta a homicidio-suicidio, en el que las causas no han sido esclarecidas por los investigadores del suceso.
Tyrone González Oramas, de 26 años, a quien conocían con su nombre artístico ‘AK Canserbero’ estaba signado por la fama y el éxito, aun cuando su niñez estuvo golpeada por la tragedia.
“Mató a puñaladas su amigo y productor, el bajista Carlos Molnar, y luego se quitó la vida al lanzarse del piso 10 del edificio Camino Real, ubicado en la urbanización La Soledad en Maracay, Aragua, la madrugada del martes”, pero qué pasó dentro del apartamento, es la incógnita que investiga el Cicpc.

Familiares del bajista de la agrupación de reggae Zion TPL han declarado que González sufría “altas y bajas emocionales” y que no cumplía un supuesto tratamiento médico contra la esquizofrenia. Del lado de ‘Canserbero’, sus parientes rechazan el diagnóstico y aseguran que “era un muchacho normal, pacífico y muy brillante”.

Guillermo Améstica, hermano de la esposa de Molnar, contó: “Canserbero’ toca la puerta de la habitación, la puerta de Carlos, Carlos se levanta y va a hablar con él, mi hermana lo ve en un estado alterado, se va y busca en internet para ver en qué situación se encuentra, lo ve en una situación psicótica, estaba alucinando, no sé qué tenía exactamente, pero tenía un problema emocional”.

Relató que Molnar y ‘Canserbero’ salieron de la habitación y luego la esposa de Molnar escuchó una pelea, después unos vidrios y, luego, un silencio.

“Al salir de la habitación vio a su perrito afuera, vio a Carlos muerto, corrió y la vecina le dijo: ‘Canserbero’ se lanzó por el balcón”.

En una fotografía en la escena del crimen, publicada por el diario local El Periodiquito, se puede ver a González con los pantalones abajo.

Carlos Zambrano, primo del rapero, dijo a Globovisión: “Tyrone no era esquizofrénico, ni demente, ni loco, no es nada de lo que los medios y en las redes sociales han hecho ver. Los invito a escuchar sus contenidos, hacía un llamado a la juventud, a la no violencia”.

“Pedimos a las autoridades y al Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas esclarecer este caso... Me pregunto qué ser humano no ha sufrido un cuadro depresivo en algún momento de su vida, en ámbito familiar, laboral o de pareja”, señaló.

En lo que ambas familias insisten es que no se trata de un crimen pasional, pero serán los investigadores quienes, tras analizar las evidencias y profundizar en las experticias, determinen el móvil del homicidio-suicidio.

Los artistas estaban en el mismo apartamento junto con la esposa del bajista, Natalia Améstica, quien ha rendido declaraciones sobre el crimen.

‘Canserbero’ y ‘Stoperro’ estuvieron unidos por la música y la muerte.